10 acciones sostenibles

Artículo publicado en el especial de la Revista Viajar de El Tiempo, con motivo de la Vitrina Turística de Anato 2020

Ya no hay sombra alguna de duda. El mundo cambió drásticamente en la última década y hoy nos enfrentamos a una realidad diferente. En turismo el hecho más evidente es que las nuevas generaciones piden más transparencia, menos contaminación ambiental, visual y sonora, acceso digital e inteligencia artificial, mejores hábitos alimenticios y bienestar físico y espiritual, menos aglomeraciones, más opciones naturales, más equidad con justicia social y experiencias compartidas.

El efecto Greta parece irreversible y las compañías aéreas comienzan a sentirlo. Ha surgido el término Flygskam (vergüenza de volar), que se está volviendo popular en Suecia y que redujo el tráfico aéreo en un 5% en el primer trimestre de 2019. El tren, una solución que extrañamos hace décadas en Colombia, comienza a tomar mayor fuerza en el mundo para los desplazamientos. Viajar por este medio causa mucha menos contaminación.

Es probable que los impactos del cambio climático tengan una injerencia devastadora en las economías dependientes del turismo y por ello hay que trabajar incesantemente en la diversificación y en el conocimiento de las nuevas tendencias, del perfil de los turistas del futuro y que ya están influyendo (millennials y centennials) y determinando el futuro.

Imagen del artículo en Revista Viajar de El Tiempo.

El sector del turismo es heterogéneo y muy segmentado, incluye agricultura – alimentación, hoteles y resorts, servicios de viaje, guianza, logística, entre otros-, por lo que hay que mirar cuales son los factores que afectan a toda la industria para comenzar a establecer políticas y acciones que permitan ir construyendo un turismo sostenible.

Sobre todo, en un país como el nuestro, donde no tenemos definido el tipo de turismo que queremos, ni le damos la institucionalidad que necesita, ni las normas para lograr su sostenibilidad, esto debería ser una prioridad. Algunas acciones que determinarán el nuevo turismo son las siguientes:

  1. Reducir la huella de carbono.
  2. Uso adecuado de la energía y aprovechamiento sin desperdicio de agua.
  3. Sustituir el uso de plásticos y eliminar elementos tóxicos que afectan el ambiente.
  4. Infraestructura verde, priorizando los trenes eléctricos y el transporte urbano con bajas emisiones.
  5. Tecnología e innovación inteligente y aplicada para el bienestar.
  6. Gestión apropiada del patrimonio, promoción de la integridad cultural y de los valores.
  7. Desarrollo de emprendimientos y asociatividad empresarial.
  8. Protección de la biodiversidad, equilibrio ecológico y entornos de bienestar.
  9. Agricultura orgánica, diversificación en la alimentación, promover la alimentación sana y regular la expansión de ganados.
  10. Provisión de instrumentos económicos adecuados, articulación de políticas, integración de las regiones.

Esta en todos, en los sectores público y privado, en las asociaciones, gremios y en el propio ciudadano, lograr que estas variables tengan un soporte político viable y una institucionalidad fuerte, que desarrolle, ejecute y garantice que Colombia esté en el radar del turismo del mundo actual. No es un tema del mañana, es un tema del hoy. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *